487CAEEE-A966-486E-B200-CF9D9E7BD675

1. Estesícoro (630-553 antes de Cristo)

Una celebración

En vez de convocar a la matanza
Y alabar a los dioses de la guerra
Quiero
Que esta vez la poesía sea tan sólo
Una celebración de tu llegada,
Inmortal primavera.

2.- Cenote

Selva de piedra el gran cenote
Aquí
El agua triunfa en el desierto de cal.
Todo se hace caverna o bosque al revés
Y no se alza a conquistar la luz:
Se hunde radiante en otra claridad
Que renuncia al imperio del Sol ausente.

El cenote se adentra como un pez ciego
En las acuosidades más terrestres.
Por caminos secretos llegan las olas
Nacidas desde el fondo
Y en su viaje a la noche
Se remansan y se hacen piedra

La caverna es abismo y espejo en sombra
Del agua madre en donde nace todo
Y por ello también todo se acaba.
En su avidez de vida anula el cenote
La enemistad entre mar y tierra.
Calla el océano y no despierta el viento.
Sólo se escucha la erosión del tiempo.

Contra la brutalidad
De lo que hay arriba allá afuera
El cenote es la paz, la isla imposible
Que nunca alcanzaremos.
Quizá en principio el mundo herido de muerte
Fue esta osquedad, su pétrea cara doliente.
Pero después llegamos nosotros

Para vender y manchar de sangre
El planeta sagrado que no será nunca nuestro.
Porque nosotros somos un instante
Y el cenote parece eterno en su alianza
Del agua verde con la piedra ocre,
Llagada por los siglos
Que también se van como arena.

Aljibe
De una lluvia secreta en donde todo rima con todo,
Cenote: armonía abismal,
Enigma y alabanza del silencio.

3.- Potter Field

En la isla desolada de Potter Field
En cajas de madera entierran los presos

A los muertos sin nombre
Que hora tras hora arroja hasta la Nada
La noche
De Nueva York.

4.- Estesícoro (siglo I a.C.)

Epitafio de un perro maltés
Dice la piedra: “Aquí yace
El fiel y ágil perro maltés
Que se llamó Tauro en vida.

Hoy se le oye ladrar en el silencio
De los caminos de la noche.”

5.- Lagartija

Como a todos
Le cayó encima lo que no esperaba.
Vino el cuerpo celeste y desde entonces
Perdió fuerza, perdió tamaño, se quedó atrás.
Fue rey del mundo y hoy sólo se atreve
A asomar su temor entre las grietas del muro
Y ver tan azorado como nosotros
La nueva realidad que ya no entiende.

6.- Hitler todos los días

“No me gusta la realidad”,
Decía Arsenio.
“Tiene ese Mein Kampft look
Que más detesto.”

7.- La cita

Tampoco ella volverá.
La Muerte nos da una cita de amor
Aunque sólo una vez en la vida entera.

8.- Acantilado

El rezongo del mar que a cada instante
Penetra por asalto en la oquedad del cantil,
Sólo habitable por la espuma,
Debe de ser también una palabra.

Quien sepa descifrarla entenderá
El sentido del mundo.

9.- Sombra

La sombra es otro nombre del abismo.
La oscuridad extiende sus poderes
Polvo adentro,
En el sepulcro del mundo.

10.- La memoria del topo

En el preciso instante de morir
Envenenado o tundido a palos
A ras de tierra bajo la luz enemiga
Con qué oblicua ternura recuerda el topo
Su laberinto imposible.
Para él
Las tinieblas no fueron nunca prisión
Sino materia de vida.

11.- Habla Drácula

(Mínimo homenaje a Bram Stoker
–1847-1912– en su centenario)
–Y la estaca que clavas en mi pecho
No servirá de nada.
La madera se pudre
Y yo soy inmortal,
Como tu sed de sangre
¿No lo sabías?

José Emilio Pacheco