IMG_6267

La cantante, compositora, poeta y fotógrafa estadounidense Patti Smith, también conocida como “la madrina del punk”, ha traído desde su primer disco (Horses, 1975) una visión fresca, feminista e intelectual a la música punk.

A lo largo de una admirable y limpia carrera (como Burroughs le aconsejara) Smith se ha convertido en una de las artistas más influyentes del rock, y ha explorado un tono beat en su poesía y en algunas de sus composiciones musicales.

En esta entrevista realizada por Christian Lund para el Festival de Literatura de Louisiana el 24 de agosto de 2012 en el Museo de Arte Moderno de dicho estado, Smith da consejos para los jóvenes que quieren o tienen previsto dedicar su vida al arte. La artista opina que:

Cualquier escritor o artista puede esperar ser aceptado por la gente. Yo he grabado discos que parece que no han sido escuchados por nadie, uno escribe libros de poesía que tal vez son leídos por 50 personas, pero uno sigue haciendo su trabajo porque tiene que hacerlo, porque es su vocación, pero es hermoso ser aceptado por el público. Muchas personas me han preguntado: “¿No crees que el éxito te echa a perder como artista? Por ejemplo: un rockero punk no querrá alcanzar un récord”. Y yo digo:”No, jódanse”. Uno hace su trabajo para la gente y a cuantas más personas llega uno, más maravilloso es. Uno no hace su trabajo pensando “sólo quiero que lo lea la gente buena onda”. Uno quiere que la gente se transporte o, con suerte, se inspire gracias a lo que uno hace.

También recuerda los consejos que el poeta William Burroughs le dio cuando ella era joven:

Cuando yo era muy joven, Burroughs me dijo algo cuando estaba esforzándome, ya que nunca había tenido dinero. Y el consejo que William me dio fue: “Crea un buen nombre”, “manten limpio tu nombre”, “no hagas compromisos, no te preocupes por hacer mucho dinero o por ser exitosa. Preocúpate por hacer un buen trabajo, tomar las decisiones correctas y protege tu obra. Y si creas un buen nombre, finalmente ese nombre será su propia moneda”.

La visión de Smith abarca más que el arte; por eso dice que no sólo “ser un artista, en realidad, ser un ser humano en estos tiempos es muy complicado”.

Uno tiene que ir por la vida intentando mantenerse saludable, siendo feliz como se pueda, y buscando hacer lo que se quiere.

En la entrevista, Smith opina que en realidad no importa a lo que quieras dedicarte, lo importante es saber lo que uno quiere hacer:

y buscarlo, y comprender que será difícil, porque la vida es realmente complicada. Perdemos gente que amamos, nos angustiamos, nos enfermamos a veces o tenemos dolor de muelas, otras veces estamos hambrientos, pero, por otra parte, vamos a tener las experiencias más hermosas, a veces sólo el cielo, a veces un trabajo hace que se sienta maravilloso, o encontramos alguien a quién amar.

Hay que rodar con la vida. Es como una montaña rusa. Nunca va a ser perfecta, tendrá momentos perfectos, y luego etapas difíciles, pero todo vale la pena, créanme. Creo que es así.

Creo que en la actualidad estamos viviendo algo diferente que nunca he visto. Es una época pionera porque no hubo en la historia otra época como la actual. Y eso es lo que la hace única. No es única porque tenemos artistas como los renacentistas, es única por la gente, es la época de la gente. Porque la tecnología ha democratizado la autoexpresión. En lugar de haber un puñado de personas que hacen sus propios discos o escriben sus propias canciones, cualquiera puede escribirlas. Cualquier persona puede publicar un poema en Internet y tener personas que lo lean, cualquiera puede tener acceso, y puede acceder a aquello a lo que anteriormente nunca pudo acceder.

Los jóvenes de hoy en día y las nuevas generaciones son los pioneros de una nueva era. Entonces yo digo: Manténganse fuertes, intenten divertirse pero manténganse limpios, manténganse sanos porque tienen muchos desafíos por delante, y sean felices.