4A021F49-60A9-4E29-822D-6EC2EF508451

Qué mejor que leer poemas para celebrar el Día Mundial de la Poesía 2019. Muchos grandes autores han compuesto maravillosas obras que pueden servir perfectamente de odas para una jornada tan bonita como esta.

En el mundo hemos disfrutado y disfrutamos de excelentes poetas. Por eso, un día como este, que conmemora la comunicación humana y la transmisión de ideas y valoras a través de las composiciones poéticas es perfecto para que disfrutemos del arte de grandes artistas.

A continuación, os dejamos con algunos poemas para celebrar el Día Mundial de la Poesía 2019 y dar rienda suelta al arte que todos llevamos dentro.

El amor después del amor 

Un tiempo vendrá
en el que, con gran alegría,
te saludarás a ti mismo,
al tú que llega a tu puerta,
al que ves en tu espejo
y cada uno sonreirá a la bienvenida del otro,
y dirá, siéntate aquí. Come.
Seguirás amando al extraño que fuiste tú mismo.
Ofrece vino. Ofrece pan. Devuelve tu amor
a ti mismo, al extraño que te amó
toda tu vida, a quien no has conocido
para conocer a otro corazón
que te conoce de memoria.
Recoge las cartas del escritorio,
las fotografías, las desesperadas líneas,
despega tu imagen del espejo.
Siéntate. Celebra tu vida.

Derek Walcott

Placeres

La primera ojeada por la ventana al despertarse
el viejo libro recién encontrado
rostros entusiasmados
nieve, el cambio de las estaciones
el periódico
el perro
la dialéctica
darse una ducha, nadar
música vieja
zapatos cómodos
comprender
música nueva
escribir, sembrar
viajar, cantar
ser amable.

Bertolt Brecht

El poeta es un fingidor

El poeta es un fingidor.
Finge tan completamente
que hasta finge que es dolor
el dolor que en verdad siente,
Y, en el dolor que han leído,
a leer sus lectores vienen,
no los dos que él ha tenido,
sino sólo el que no tienen.
Y así en la vida se mete,
distrayendo a la razón,
y gira, el tren de juguete
que se llama corazón.

Fernando Pessoa

No gritéis más

Dejad de matar a los muertos,
no gritéis más, no gritéis,
si les queréis todavía oír
si esperáis no perecer .

Tienen un susurro imperceptible,
no hacen más rumor
que el crecer de la hierba,
alegre donde no pasa el hombre.

Giuseppe Ungaretti

Libertad salvaje

Me gustan los juegos en que todos
son arrogantes y malignos,
en que son tigres y águilas
los enemigos.

Libertad salvaje.
Que cante una voz altiva:
“¡Aquí, muerte, allí -presidio!”
¡Luche la noche conmigo,
la noche misma!

Volando voy -tras de mí van las fieras;
y con el lazo en las manos yo me río…
¡Ojalá la tormenta
me haga añicos!

¡Que sean héroes los enemigos!
¡Acabe en guerra el convite!
Que sólo quedemos dos:
¡El mundo y yo!

Marina Tsvietáieva

Disfrutaemos del maravilloso arte de la poesía en un día tan especial como este con estos preciosos poemas que ensalzan este arte.